chocolate sponge cake decorated with creams and cherries for sale

El bizcocho la base de todo pastel, más concretamente el bizcocho dominicano es un pastel tipo chiffon. Su principal característica es su textura ligera y húmeda.

Contiene una gran cantidad de mantequilla, haciendo uso de la física durante la preparación se logra una masa que prácticamente se disuelva en la boca.

Normalmente se los ve en las celebraciones de cumpleaños y suelen llevar todo tipo de cubiertas, puede ser merengue (batido de huevos y azúcar). La característica más importante del bizcocho dominicano es su textura ligera y húmeda. Contiene una gran cantidad de mantequilla (cerca de un tercio del volumen) y se agrega una gran cantidad de aire durante la preparación, lo que resulta en una masa que prácticamente se disuelve en la boca.

Para preparar este postre se tienen que preparar los ingredientes y tener ciertos implementos, y sobre todo respetar los tiempos de preparación de cada uno. Así que es vital que si deseas prepararlo sigas las instrucciones al pie de la letra porque la repostería es más el entendimiento de las temperaturas y la reacción de los ingredientes para que queden perfectos.

Lo que necesitas para preparar un Bizcocho Dominicano

Primero necesitaremos los siguientes implementos: Horno con control de temperatura, batidora, una balanza o peso, y moldes para pastel.

Para el bizcocho

  • Aproximadamente unos 225 gr de harina de trigo de todo uso
  • Un poco de polvo de hornear
  • Mantequilla con sal, al menos unos 225 gr, importante debe estar a temperatura ambiente
  • Azúcar granulada, más específicamente 225gr
  • 6 yemas de huevos
  • Ralladura de limón recién rallada
  • Extracto de vainilla oscura (2 cucharadas son más que suficientes
  • Jugo de naranja

Preparación del Bizcocho Dominicano

Antes de empezar con la preparación  como tal es importante tener todos los ingredientes a la mano y preparados. Es por ello que te recomendamos que unas 2 horas antes te tomes el tiempo de medir y pesar los ingredientes.

Mejor aún si los dejas fuera de la nevera para que todos estén a temperatura ambiente al momento de empezar con la preparación y el horneado, además también te será útil tener el relleno que vas a usar.

Precalienta el horno

Es importante tener la temperatura correcta para el bizcocho, por eso el primer paso será precalentar el horno a unos 170°C o 350°f. Importante, si usas un horno de convección la temperatura a usar serán unos 163°C porque estos hornos tienen un mejor flujo de temperatura y tiene un abanico, lo que le hace cocinar más rápido y mantener un mejor control de la temperatura. Comprueba si tu horno es uno de convección antes de empezar. El horno debe precalentarse al menos 30 minutos antes de hornear la mezcla.

Haz la mezcla

Toma un molde para hornear y engrásalo con mantequilla, luego tamiza un poco de harina y polvo de hornear. Luego toma un bol y echa la mantequilla, luego con la batidora mézclala con la azúcar pausadamente no de golpe con una velocidad media, hasta que la mantequilla se torne esponjosa y tenga un color amarillo muy claro.

Luego nos tocará añadir los huevos, de un tercio cada vez, continúa batiendo hasta que todo esté bien incorporado a la mezcla, tomate unos 2 minutos antes de añadir el siguiente tercio. Cuando termines y con la misma velocidad ve añadiendo la vainilla y la ralladura de limón.

Por último iremos aumentando la velocidad y le echaremos el jugo de naranja, igual de manera pausada, tomate un minuto para agregarlo de apoco. Aquí es donde añadimos la harina también de manera pausada y tomándonos 2 minutos hasta untarla toda. Ahora nos queda rellenar los moldes que preparamos anteriormente, la textura que debemos tener en la mezcla es una masa esponjosa, suave y uniforme.

Hornear

Este es el último paso para tener nuestro bizcocho listo, y hornearemos al menos por 30 minutos. Si quieres saber si está listo debes insertar un cuchillo en el centro de la masa y que salga limpio. El horno no debe abrirse hasta transcurrido los 30 minutos. Para sacar del molde deja enfriar a temperatura ambiente.

¡Listo! Después de todos estos pasos, puedes disfrutar del bizcocho dominicano y añadirle la cubierta que desees.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here